El Departamento de Salud de La Ribera será estatutario de gestión directa, pero se garantiza la permanencia de su personal laboral indefinido

2017-11-29T10:18:05+01:00octubre 26th, 2017|Concesiones|

Fuente: DIARIO MÉDICO       Enrique Mezquita. Valencia

Valencia: CESM y Sanidad afirman que los laborales de la Ribera están «blindados»

La Consejería de Sanidad de Valencia y el Sindicato Médico (CESM-CV) han coincidido en que existe un «blindaje» de los puestos de trabajo del personal laboral del Departamento de Salud de la Ribera, que se encuentra inmerso en un proceso de reversión a la gestión directa.

Tras una reunión informativa de representantes de la Consejería de Sanidad, sindicatos, Junta de Personal y Comité de Empresa del Departamento de Salud de la Ribera, el secretario general de CESM-CV, Andrés Cánovas, ha señalado que «la Administración apunta que habrá aumento de plantilla en la Ribera y que, en ese caso, se deberá hacer un concurso de traslados previo».

Oficialmente «en ningún caso ese concurso afecta a las plazas del personal laboral existente, ya que existe el compromiso de que permanezcan en sus puestos y, de hecho, ningún sindicato se plantea que puedan salir», señala Canóvas.

Estas palabras se oponen a las expresadas por SanitatSolsUna, la asociación de profesionales y ciudadanos que defiende el modelo Alzira, que ha denunciado «el abandono de los sindicatos al personal laboral del departamento de salud de La Ribera».

En su opinión, «solo defienden al personal con oposición; los otros 1.836 trabajadores (el 85 por ciento de la plantilla) les dan igual». Para la asociación, «la última calificación que nos ha puesto la Consejería, como personal a extinguir, empieza a revelar su verdadero sentido: el 85 por ciento de la plantilla les sobra, tanto al Gobierno valenciano como a los sindicatos, y será extinguida, despedida, antes o después».

Han recordado que, tal y como figura en el borrador del Anteproyecto de Ley de Acompañamiento de los Presupuestos de la Generalitat, el personal del departamento tendrá la calificación de «personal a extinguir» y en el texto legal se añade: «hasta su jubilación, fallecimiento o cualquier otra causa legal«. En esas «otras causas legales» son donde se incluye desde un despido hasta un concurso de traslados, han explicado.

Sin embargo, Cánovas ha explicado a DM que «los asesores jurídicos de Sanidad han reiterado que precisamente se ha optado por esa idea para blindar a los profesionales» y que entre las causas legales no cabe «en ningún caso» los citados concursos de traslados.

La Consellería de Sanitat garantiza los puestos de trabajo en el Departamento de Alzira

2017-11-29T10:18:05+01:00abril 6th, 2017|Acuerdos, Concesiones, Conselleria|

Hoy 6 de abril de 2017 ha tenido lugar una Reunión Informativa de la Dirección General de Recursos Humanos con la Mesa Sectorial de Sanidad, junto a la Junta de Personal (estatutarios) y el Comité de Empresa (laborales) del Departamento de La Ribera. Se trataba de informar acerca de la fórmula para incorporar al personal. A continuación se esboza el proyecto tal y como se ha transmitido.

Hay líneas maestras que no pueden eludirse:

  • La Consellería de Sanidad, en el momento de la reversión a la gestión pública el 1 de abril de 2018, se subrogará en la gestión del personal de la actual UTE. Se garantiza pues el mantenimiento de los puestos de trabajo.
  • Es decisión de Consellería y de los sindicatos de la Mesa Sectorial que el Departamento de La Ribera sea como los demás de la Comunidad (ni fundaciones, ni empresas públicas, ni otras figuras intermedias). Es decir, se implantará inmediatamente el régimen estatutario en todas las plazas que queden vacantes y en las de nueva creación. Será un departamento de GESTIÓN PÚBLICA DIRECTA.
  • La adquisición de la condición de personal estatutario fijo exige un proceso selectivo basado en los principios de igualdad, mérito y capacidad. Es decir, una OPE.

PERSONAL ESTATUTARIO. Seguirá siendo estatutario y podrá participar en OPEs y Traslados.

PERSONAL LABORAL. Actualmente de tipo temporal o indefinido. Según origen y tipo de contrato.

  1. El personal laboral que hubiese sido estatutario y hubiese optado en su día por el cambio de relación contractual podrá optar por su reingreso provisional como estatutario o bien, de modo definitivo, por seguir como personal laboral.
  2. El personal laboral se transformará en laboral temporal o indefinido según sea su relación actual. Para los contratos estables se respeta la fórmula jurídica: laboral indefinido no fijo de plantilla. La especificación «no fijo» no cambia nada y es para diferenciarla del personal «laboral fijo», existente sólo en la administración pública, y que ha pasado por un concurso y/u oposición (como en los consorcios de la Generalitat). No existen contratos laborales «fijos» en una relación laboral privada sino «indefinidos». Este personal podrá optar voluntariamente por estaturizarse a través de las OPEs que se convoquen computando el tiempo trabajado como el de cualquier profesional de Consellería.

Al personal laboral se le respetará su actual relación contractual (indefinida) y las condiciones de su Convenio Colectivo. Cualquier modificación quedará a expensas de la negociación del próximo Convenio. La Consellería cree que, de modo progresivo y voluntario, este personal optará por irse integrando en el régimen estatutario a través de los procesos selectivos correspondientes pero no plantea ningún plazo para que ello se produzca ni va a forzar ese cambio.

Se realizará un Plan Específico de Recursos Humanos del Departamento de La Ribera con el fin de evaluar las necesidades adicionales de personal, que serán implementadas como vacantes de tipo estatutario.

Entre matizaciones, aclaraciones y preguntas, la reunión se ha mantenido en un clima de consenso elevado. Se observa un gran desconocimiento por parte del personal laboral de Alzira acerca de las características de sus contratos (creen que son fijos lo que jurídicamente es incorrecto) y de los derechos que se les pueden blindar. En realidad, como se les ha dicho, en España una relación laboral privada (como la de Alzira) se puede finalizar con una mera indemnización. En este sentido, Justo Herrera ha garantizado una mayor protección a la plantilla por parte de Consellería que por parte de Ribera Salud. La Consellería, además, considera una insensatez despedir a nadie y pagar una indemnización para poner a otro en su lugar.

También ha existido confusión ante la pretensión de algún miembro del Comité de Empresa de negociar ya con Consellería la integración. Como se ha explicado, el Comité de Empresa, hasta que se produzca la reversión, sólo puede negociar legalmente con su empleador que es Ribera Salud. Por tal motivo la reunión de hoy se ha presentado como «informativa» y no «negociadora». Ha habido también que aclarar que no se puede pasar de la situación de laboral indefinido a la de fijo (laboral o estatutario) sin que medie un proceso selectivo y que ello deriva de un imperativo legal insoslayable.

Esta ha sido la primera de una serie de reuniones en las cuales se irá perfilando el futuro del Departamento con la participación de todos los implicados. CEMSATSE ha aceptado en principio los planteamientos expuestos y ha tomado la palabra a Justo Herrera acerca de las garantías que ha ofrecido.

 

RIBERA SALUD miente sobre el futuro laboral de los trabajadores de Alzira

Tras la reunión informativa, Ribera Salud ha hecho pública su posición indicando que el personal pasará de ser FIJO a NO FIJO y perderá por ello estabilidad en el empleo. Pues bien, Ribera Salud miente (y sabe que miente). Porque los contratos de trabajo en el régimen laboral de derecho privado establecido por el Estatuto de los Trabajadores pueden ser de dos tipos:

TEMPORALES –> Cuya fecha o circunstancias de finalización se encuentra prevista.

INDEFINIDOS –> Aquellos que se establecen sin duración determinada para cubrir necesidades estructurales.

Los contratos LABORALES FIJOS (no funcionariales) sólo existen en el marco de la administración pública y requieren de la superación de unas pruebas selectivas que respondan a los principios de igualdad, mérito y capacidad. Aún así mucha gente sigue denominando «fijos» a los contratos laborales no temporales, lo cual es incorrecto y genera confusión, pero una empresa no puede desconocer este dato y tratar así de manipular a su plantilla y a la administración pública.

En consecuencia, EL PERSONAL LABORAL DE RIBERA SALUD NO ES NI HA SIDO NUNCA FIJO. Ha sido INDEFINIDO y ESA RELACIÓN ES LA MISMA QUE CONSERVARÁN TRAS EL 1 DE ABRIL DE 2018 (según informa la Consellería). La única diferencia es que en lugar de depender de una empresa privada lo harán de la administración sanitaria pública.

Es por lo tanto falso que vayan a perder derechos porque ni pasan de fijos a no fijos (los indefinidos NUNCA son legalmente fijos) ni, por lo tanto, va a verse afectada su estabilidad laboral.

__________________________________________________________

 

 

 

 

Comunicado de las Secciones Sindicales de La Ribera contra las denuncias presentadas por CSIF

2017-11-29T10:18:08+01:00enero 17th, 2017|Concesiones, Conselleria|

Tras las acusaciones del CSIF por corrupción contra el excomisionado José Sanfeliu, el resto de los sindicatos de la UTE de Alzira reaccionan en un comunicado contra Daniel Matoses y denuncian que, ante la ausencia de una bolsa de trabajo, actualmente no existen criterios objetivos en las contrataciones que lleva a cabo la empresa Ribera Salud.

(más…)

El SINDICATO MEDICO considera que los 1.800 puestos de trabajo del Departamento de La Ribera no corren peligro

2017-11-29T10:18:08+01:00octubre 19th, 2016|Concesiones, Noticias|

Redaccion Medica.- Noticia

 

El futuro laboral de los trabajadores de las concesionarias sanitarias de la Comunidad Valenciana corre peligro. Después de que la Generalitat anunciara la semana pasada que los trámites para recuperar la gestión del Hospital de La Ribera (ahora en manos de Ribera Salud) están en marcha, su Consejería de Economía ha dado más detalles sobre la situación laboral de estos profesionales.

A través de un escrito oficial, la Dirección Territorial de Economía Sostenible, Sectores Productivos, Comercio y Trabajo exige a la mesa negociadora (compuesta por la empresa y los representantes de los trabajadores) que cambie una cláusula del convenio colectivo que afecta a la subrogación de estos profesionales, tal y como ha podido saber Redacción Médica. ¿El motivo? Economía admite ahora que es “imposible para la Administración” admitir la plantilla del Hospital de La Ribera (en su gran mayoría, personal laboral) porque esto supondría un agravio comparativo para el resto de trabajadores que ha superado unas oposiciones. Es decir, el Ejecutivo no garantiza la “asunción de todo el personal porque supone vulnerar los principios de igualdad, mérito y capacidad” que caracterizan la función pública. Pero esta petición no se limita solo a Alzira (cuya concesión expira en 2018), sino al resto de acuerdos y que caducan años posteriores.

Pero no solo eso. Economía entiende que “las partes no pueden firmar un convenio que vaya más allá de la fecha de expiración del contrato de concesión (fechado a 31 de marzo de 2018)”, y, sin embargo, el convenio colectivo expira a finales de ese mismo año, es decir, nueve meses después. Ribera Salud, por su parte, se defiende alegando que actualmente no existe comunicación oficial que manifieste la finalización de la concesión.

Por todo ello, el departamento que dirige Rafael Climent, como entidad laboral que registra y publica dichos convenios colectivos de la comunidad, exige expresamente que se modifiquen todos los párrafos que permitan a los empleados de estas concesionarias acceder a la Administración Pública. Una petición que desdice lo anunciado por el propio Ximo Puig hace escasos días, quien prometió la reversión anticipada se hará “con la máxima seguridad jurídica y el mínimo coste para los valencianos”.

En concreto, el convenio colectivo especifica en su disposición adicional quinta que “la Generalitat Valenciana aceptará la subrogación de los empleados si cambia la titularidad de la empresa”. Es decir, en virtud de este acuerdo, la entidad que se queda con la gestión de las instalaciones asume también la plantilla y “sirve para reforzar lo establecido y tranquilizar a los profesionales en el caso de que se produzca la finalización del contrato de concesión”, indica este mismo texto. Una premisa que no está dispuesta a aceptar Economía, que rechaza de lleno la inclusión de la citada cláusula porque la subrogación “no se aplica automáticamente y, por lo tanto, no se puede completar como obligación para la Administración la asunción de todas las condiciones actuales”.

Una medida “ridícula” para los sindicatos

La propuesta de Economía no solo ha levantado ampollas entre las plantillas afectadas, sino entre los sindicatos que operan en esta comunidad autónoma. Para Andrés Cánovas, presidente de CESM-CV, esta medida es “ridícula e imposible de llevar a cabo”, ya que “si el Gobierno ha decidido revertir la concesión, debe asumir también sus trabajadores con la misma condición laboral que tenían”.

Cánovas hace referencia a los 1.800 empleados que trabajan bajo régimen laboral en el Hospital de La Ribera, frente a los 400 que lo hacen en régimen estatutario, y que, en su opinión, “su puesto de trabajo no corre peligro”, zanja.