CESM-CV denuncia las condiciones laborales a las que están sometidos los médicos del Servicio de Urgencias del HGUA

CESM-CV denuncia que médicos del Servicio de Urgencias del HGUA trabajan hacinados en un almacén, reconvertido en sala de trabajo, de insuficientes dimensiones para el número de facultativos que trabaja en urgencias. Desde que provisionalmente, hace ya más de 5 años, se habilitó un almacén para ubicar los puntos de trabajo de los médicos del Servicio de Urgencias, se siguen incumpliendo las promesas de la gerencia para dotar a este servicio con una sala de trabajo en condiciones.

El almacén reconvertido en sala de trabajo es un reducido habitáculo de menos de 20 metros cuadrados habilitado con 11 ordenadores para el acceso a los historiales clínicos y que dispone de menos de un metro lineal por cada puesto de ordenador. Al haber un número insuficiente de ordenadores, lo médicos de urgencias tienen que guardar cola para poder acceder a los historiales clínicos con las consecuentes demoras en la atención a los pacientes de urgencias que ello conlleva. Además de todo esto, la sala en las que los facultativos deben permanecer turnos de 24 horas, no reúne las condiciones básicas de ventilación y luminosidad que requiere un puesto de estas características, no tiene acceso visual a los boxes de los pacientes, tal y como cabría esperar en un Servicio de Urgencias, el mobiliario es escaso, esta deteriorado y es obsoleto. Por si esto no fuera poco, el Servicio de Urgencias no dispone de sala de reuniones, por lo que las sesiones clínicas de los médicos del Servicio de Urgencias se tienen que hacer en el mismo habitáculo debiendo permanecer los facultativos de pie en el centro de la sala durante la presentación de los casos clínicos mientras, simultáneamente, la sala se utiliza por otros facultativos para atender a los pacientes que acuden a urgencias.

________________________________________________________

La limpieza se hace al mismo tiempo que se trabaja, lo que en un espacio de tan reducidas dimensiones supone un problema añadido más. Las condiciones de trabajo a la que se somete a estos compañeros se parecen mas a un taller clandestino que al Servicio de Urgencias de un hospital que pretende ser el referente de la provincia de Alicante. Por lo visto, las deficiencias que no se ven cara al publico no preocupan lo mas mínimo al Sr. Gerente. Este problema ha sido comunicado en varias ocasiones a la Gerencia dando, como es habitual, la callada por respuesta e incumpliendo durante años el compromiso de solventarla.

La gota que ha colmado el vaso de la indignación de los médicos de urgencias ha sido el reciente traslado del laboratorio de urgencias a un espacio adyacente al servicio con el consecuente desembolso económico, olvidando una vez mas la pésima situación en la que se encuentran los facultativos de urgencias.

CESM-CV considera que esta situación no puede prolongarse durante mas tiempo y por ello ha dado instrucciones a los servicios jurídicos del sindicato para que inicie las acciones legales pertinentes ante la Inspección de Trabajo.

__________________________________________

DELEGACIÓN ALICANTE DE CESM-CV

__________________________________________

2017-11-29T10:18:10+01:00marzo 23rd, 2015|Alicante, Delegaciones provinciales, Noticias|

About the Author:

Búsqueda por temas