Los médicos y el resto de profesionales de la Atención Primaria valenciana, convocados por la central CESMCV-SAE, se han concentrado a las doce de la mañana ante las puertas de sus centros sanitarios para reclamar que la Conselleria de Sanitat muestre un «compromiso real» con el primer nivel asistencial y le facilite «más medios» para mantener su calidad asistencial.

Según Andrés Cánovas, secretario general del Sindicato Médico de la Comunitat Valenciana (CESM-CV), «las movilizaciones han sido y serán un éxito porque los profesionales, y en especial los médicos, estamos hartos de ver cómo el desarrollo de nuestra labor se ve amenazado por una falta de medios materiales y humanos cada vez más alarmante».

OPINION

En su opinión, «la calidad del servicio se sigue manteniendo gracias a nuestros esfuerzos diarios, pero con esta deriva no se podrá garantizar por mucho tiempo».

Llamamiento a la Conselleria

Por ello, Cánovas hace un llamamiento a la Conselleria de Sanitat «para que atienda a nuestras peticiones» y a la ciudadanía le reclama «comprensión y apoyo para los profesionales» y que se unan a sus «legítimas reivindicaciones», ya que «son en beneficio de todo».

Seran un minimo tiempo

Las concentraciones, de diez minutos de duración, se repetirán esta tarde a las 18 horas y el 4 y 11 de abril también en horario de mañana y tarde, coincidiendo con la pausa de los trabajadores. Como ya alertara al convocar las movilizaciones, Cánovas hace hincapié en que los profesionales sanitarios no pararán en las protestas y demandas «hasta que se vean satisfechas».

Reivindicaciones

Respecto a las principales reclamaciones del colectivo médico, CESMCV-SAE elaboró hace unos meses un decálogo de exigencias para la dignificación de la Atención Primaria en la Comunitat Valenciana, que obedecen a la necesidad de «adoptar soluciones serias y realistas en defensa de la sanidad pública y del profesional» ante lo que el sindicato considera «el progresivo deterioro y abandono de Atención Primaria al que se ha llegado en los últimos años en nuestra Comunidad».

Recortes

Según Cánovas, esta situación ha sido provocada «por el continuo recorte de recursos que ha padecido especialmente este nivel asistencial».

Entre las medidas contempladas, destacan:

  • la necesidad de un presupuesto finalista correspondiente al 25 por ciento del total consignado a Sanitat
  • cupos de 1.300 pacientes para los médicos de familia y 900 para pediatras
  • tiempos adecuados para la atención a pacientes.
  • Asimismo, se apuesta por la creación de una Dirección General de Atención Primaria para mejorar la coordinación de este nivel, de la cual dependerían directamente las Direcciones de Atención Primaria.
  • También se exige que se garantice que la atención urgente o no demorable no interfiera en la actividad programada y, para ello, «se deberán habilitar dispositivos de urgencias extrahospitalarias las 24 horas o integración de los facultativos de Atención Continuada en los EAP para que asuman la demanda no programada».
  • Desde la central se insiste en la importancia de que «Emergencias nunca interrumpirá la actividad programada del médico o pediatra de Atención Primaria».
  • Para mejorar la organización, incide en la necesidad de una «reducción real de la burocracia en consulta» y para ello se proponen diversas acciones, como
  • establecer la figura del auxiliar de apoyo en consulta
  • adecuar el programa informático para extraer en lo posible toda la actividad burocrática de la consulta y eliminar algoritmos y circuitos redundantes.

COMITE EJECUTIVO